Pieroni no quiere que Santa Fe sea basurero del mundo

El diputado socialista Oscar Pieroni presentó a través de la Cámara baja un proyecto para que Santa Fe declare su más profunda preocupación por los efectos que pudiera ocasionar el reciente Decreto Nacional 591/19, el cual habilita la importación de residuos sin necesidad de presentar certificado de inocuidad sanitaria y/o ambiental. Paralelamente propone con fuerza de ley vedar explícitamente el ingreso de los mismos al territorio santafesino.
“Esta decisión del gobierno nacional es un enorme paso atrás en materia de políticas ambientales: abre el camino a que cualquier tipo de residuos puedan ingresar, transitar y almacenarse en nuestro país sin ningún tipo de control, lo que merece la más fuerte condena por las nefastas consecuencias medioambientales que podría generar”, sostuvo Pieroni, agregando que Argentina tiene bastantes problemas en el reciclaje y/o reúso de materiales de desechos propios como para además hacerse cargo de los de origen extranjero.
Por otra parte, la introducción de residuos “produciría una alteración en el mercado de materiales reciclados, afectando a decenas de cooperativas que se dedican a la actividad, dado que una sobreoferta de materiales para reciclado afectaría el precio de los mismos”, apuntó.
El Decreto 591 del Poder Ejecutivo Nacional exime la necesidad de presentar un certificado de inocuidad sanitaria y/o ambiental expedido en origen por autoridad competente y ratificado por la autoridad nacional ambiental, derogando así el Anexo del Decreto 181/92 que enumera los residuos prohibidos para el transporte, la introducción y la importación definitiva o temporal al Territorio Nacional. “Es decir que las autoridades sanitarias locales podrán revisar y dar cuenta de la actual o potencial peligrosidad de los desperdicios una vez que arriben al país, pero no podremos devolverlos. Es un riesgo enorme”, consideró.