La ex novia del tirador de Ohio reveló escalofriantes detalles sobre su estado mental: "En la primera cita me mostró el video del ataque a una sinagoga"

Adelia Johnson terminó su relación con Connor Betts en mayo, y durante el tiempo que estuvieron juntos vio en él actitudes que le parecieron alarmantes
Cuando los medios de comunicación anunciaron la identidad del tirador de Ohio, quienes lo conocían no mostraron ningún signo de sorpresa. Connor Betts hablaba con frecuencia de asesinatos y masacres, compartía sus macabras fantasías sexuales, e incluso, había escrito en secundaria dos listas que aterrorizaron a toda una escuela: una de ellas, recogía los nombres de las personas a las que quería matar; en la segunda, aparecían las chicas a las que quería agredir sexualmente.

El hecho de que Connor Betts fuera el responsable de asesinar en la madrugada del domingo a nueve personas en la ciudad de Dayton, y herir a otras 27, tampoco sorprendió a su ex novia, Adelia Johnson, que en declaraciones al diario estadounidense NBC explicó que Betts llevaba tiempo luchando contra una enfermedad mental.

"No tuvo nada que ver con una cuestión de raza, y tampoco de religión. Fue un hombre que sufría y que no recibió la ayuda que necesitaba", dijo Johnson.

La pareja se conoció en un colegio comunitario, y según confesó, se sintieron unidos porque ambos sufrían enfermedades mentales. El tirador le contó que le habían diagnosticado trastorno bipolar