ENTIDADES INTEGRANTES DEL “VENADO AYUDA” LANZARON NUEVA CAMPAÑA SOLIDARIA CONTRA EL FRÍO


Las entidades integrantes de la campaña “Venado Ayuda”, con el apoyo del gobierno municipal, presentaron otra iniciativa solidaria: la Campaña del Frío, que colectará donaciones de frazadas, colchones, calzado, ropa de abrigo y colaboraciones en dinero.

Esta nueva muestra de solidaridad recoge la experiencia de cada entidad participante, ante el comienzo del invierno, y estableció tres puntos donde podrán canalizarse las ayudas y donaciones: Puentes del Alma (Alberdi 268, lunes a viernes de 14 a 17), Cáritas Catedral (lunes a viernes de 9 a 12) y Cáritas Parroquia Santa Elena (lunes a viernes de 9 a 13 y de 16 a 19).

Por el municipio, la subsecretaria de Participación Ciudadana y Cooperación, Sofía Galnares, recordó que “el 1º de abril largamos oficialmente Venado Ayuda, la campaña alimentaria y sanitaria en el marco de la pandemia de coronavirus. Esta es una nueva etapa, que no significa que dejemos de lado los objetivos anteriores”. La funcionaria agradeció en especial “a todas las instituciones participantes por la confianza en el trabajo conjunto con el gobierno de la ciudad”.

Iniciativa en red

El Venado Ayuda, desde su inicio, permitió distribuir 50 mil viandas, más de mil bolsones semanales y recaudar en una cuenta específica 1,6 millón de pesos, destinado a la compra de alimentos. Cabe destacar que esta iniciativa en red sigue recibiendo donaciones.

“Con la pandemia pudimos integrarnos al trabajo con la Municipalidad. Es la primera vez que las instituciones trabajamos juntas con el gobierno local en un objetivo común. Es un trabajo solidario que sienta un precedente para otras contingencias. En esta tarea conjunta cada institución aporta a una causa, ayudando entre todos, en cualquier época del año”, subrayó Guillermo Barbey, en representación del Banco de Alimentos de Venado Tuerto.

Sectores vulnerables

Por su lado, Patricia Lugaro, de Puentes del Alma, manifestó que “esta campaña no terminó, hay aún un tirón largo y vienen los días más fríos. Tiene que seguir la comida caliente para aquellas familias que están pasando una situación complicada y los sectores vulnerables, continuando ahora con frazadas, colchones y ropa de abrigo, que es una fuerte demanda de la población”.

Claudia Riesgo, secretaria de Cáritas Diocesana, fundamentó que “el Covid-19 nos ofreció esta primera experiencia de trabajo entre instituciones y el Estado municipal. Resultó muy positiva, pese al motivo que nos congregó. Es importante seguir canalizando adecuadamente la ayuda, y hacerlo en aquellos lugares donde se ofrece una coordinación”.

Como complemento, los representantes institucionales solicitaron que aquellos elementos donados sean entregados “limpios y en las condiciones adecuadas”, ya que facilitará la tarea de distribución desde los centros de acopio.