EL MUNICIPIO PAGÓ BECAS, MIENTRAS ESPERA LA APROBACIÓN DEL “VENADO INTEGRA”

Con la presencia del subsecretario de Educación y Cultura, Sebastián Roma, en la fecha se realizó en la Casa del Bicentenario el primer pago de becas estudiantiles correspondiente al ciclo lectivo 2018.

Al igual que el año pasado, se elige para ordenar esta liquidación el último jueves de cada mes, aunque el feriado municipal del pasado 26 de abril, en el marco celebratorio del 134º aniversario de Venado Tuerto, obligó a reprogramar la fecha.

“Veníamos teniendo muchas consultas sobre las becas y la verdad que seguimos con este esquema porque ha funcionado muy bien”, remarcó Roma, y aclaró que hasta tanto el Concejo apruebe el Programa Venado Integra, continuará la modalidad de “un pago fijo mensual” para los distintos niveles educativos.

Luego confió que “hay mucha expectativa en los niveles superiores, terciario y universitario, donde tenemos una oferta educativa arancelada de más del 70 por ciento, un porcentaje alto y con montos importantes. No es fácil afrontarlo y esperamos que con este nuevo sistema podamos mejorar esta ayuda”.

Las becas, al momento, son de 400 pesos en el nivel primario, 500 pesos para el secundario y 700 pesos para el nivel superior. Esto implica que, de diciembre a la fecha, los incrementos superaron el 20 por ciento, aunque la gestión municipal pretende fortalecer esta ayuda “para que todo el mundo tenga en Venado la posibilidad de estudiar, si es que así lo desea”.

“El beneficio de la beca permanecerá los años que dure la carrera, pero en la educación superior el beneficio será durante un tiempo posterior a la finalización, porque sabemos que cerrar una carrera lleva un poco más de tiempo que el previsto por el año de estudio”, aclaró Roma.

En la actualidad hay más de 200 beneficiarios de estas becas municipales, pero la expectativa es que ese número se incremente, en particular en los niveles superiores, cuando esté en marcha el Programa Venado Integra.


Evitar repitencias

Más allá de los requisitos para el acceso a becas, entre los que se incluye la asistencia escolar regular, el Municipio de Venado complementa su programa educativo con las clases de apoyo en los barrios, una alternativa de suma importancia para sortear la repitencia.

“El último año hubo mucha gente que repitió y queremos que esto no pase. El objetivo no es cortar el beneficio pero sí ser claros en decirles a los padres que nos avisen con tiempo cuando notan alguna dificultad o un rendimiento escolar bajo. Podemos darles una mano con los docentes que tenemos, porque después ya no podemos hacer nada y ese alumno tiene que repetir”, advirtió el subsecretario.